Qué hacemos

Conciliación / Respiro

Atender a un familiar con discapacidad puede conllevar gran cantidad de tiempo y mucha disponibilidad. El ritmo de vida es distinto y genera cansancio y a veces estrés. En Plena inclusión podemos ofrecerte un servicio a través del cual atendemos a tu familiar con discapacidad durante un tiempo determinado para que el resto de tu familia y tú puedan dedicarlo a las obligaciones laborales, a acudir al médico o incluso disfrutar de un momento de ocio.

Hay distintas formas de respiro:

  • Estancias: la persona con discapacidad intelectual acude a un servicio de vivienda o en un recurso comunitario y permanece en él, el tiempo que la familia necesite (hasta un máximo de 15 días).
  • Acompañamientos por horas o apoyos puntuales: se acompaña a la persona con discapacidad durante un número concreto de horas, generalmente en su domicilio.

Además, Plena inclusión desarrolla un programa de respiro específico para familiares  de personas con mayores necesidades de apoyo (relacionadas con la alimentación, la higiene, la movilidad, la conducta, etc.), ya que, en general,  tienen más necesidad de respiro al requerir necesitan apoyos de  servicios especializados.