Infórmate

06 Marzo 2018

Plena Inclusión Madrid participó en la Feria de Arte Contemporaneo 'Art Madrid 2018'

Noticia

Valor:

Participantes en la mesa de discapacidad de la Feria

Versión Lectura fácil:

El proyecto de Residencias Artísticas Espacio Convergente participó en la Feria de Arte Contemporáneo Art Madrid 2017.

La obra realizada por una de las artistas becadas, María Bueno, en la Fundación Esfera, estará expuesta en la Feria.

Esta obra se llama El Pollo Repollo.

En el programa de actividades paralelas tuvo lugar una mesa redonda sobre arte y discapacidad intelectual.

Participaron en esta mesa redonda la responsable de cultura de Plena Inclusión Madrid, Ana Lozano y algunos de los artistas becados en las Residencias.

Los artistas, Bilal Dadou y María Bueno dijeron que “las personas con discapacidad intelectual son artistas, y que eso no se puede cuestionar.

También dijeron que son artistas que trabajan sin juicios de valor.

Marisa, una mujer que participó en los talleres, dijo que ha aprendido a sacar emociones que no sabía que tenía.

Las residencias artísticas Espacio Convergente forman parte del proyecto Más Cultura, Más Inclusión que desarrollan Plena Inclusión Madrid y Fundación Repsol, y que fue galardonado con el Premio Reina Letizia de Cultura Inclusiva 2017

El proyecto de Residencias Artísticas Espacio Convergente de Plena Inclusión Madrid y Fundación Repsol, participó en la décimo tercera edición de la Feria de Arte Contemporáneo Art Madrid, que abrió sus puertas del 21 al 25 de febrero en CentroCentro Cibeles.

Formará parte de la exposición oficial la pieza titulada “El Pollo Repollo”, una obra colectiva resultante de la residencia realizada por la artista Maria Bueno junto con personas con discapacidad intelectual en las instalaciones de la Fundación Esfera entre los meses de octubre a diciembre de 2017.

El Pollo Repollo es una obra colectiva, fruto de un proceso creativo de desaprendizaje y aprendizaje, donde la motivación ha sido un elemento fundamental para plasmar en pedazos de tela la imaginación que llevaban dentro los participantes, o como la propia María Bueno cita, “una obra grupal hecha con amor y autenticidad desde las entrañas”. “El Pollo Repollo” es resultado de una aventura vivida por todos los integrantes en este taller al que dio origen la residencia Espacio Convergente y que ha sido la excusa perfecta para que, paralelamente, se desarrollaran otras historias que formarán parte de las experiencias vitales de cada uno de ellos.

 

El arte como espacio de encuentro en los márgenes

Junto al propio espacio expositivo de Art Madrid, la Feria desarrolla un completo programa paralelo de actividades, entre los que tuvo lugar una mesa redonda bajo el título “El arte como espacio de encuentro en los márgenes” en la que tomaron la palabra dos de los tres artistas becados en las residencias artísticas Espacio Convergente: María Bueno, que trabajó en Fundación Esfera y Bilal Dadou, que lo hizo en Fundacón Gil Gayarre; a una de las personas con discapacidad intelectual beneficiarias, Marisa Martínez; a la coordinadora del proyecto Más Cultura, Más inclusión, de Plena Inclusión Madrid, Ana Lozano, y a Graciela García, comisaria experta en arte outsider que moderó el coloquio.

Ambos artistas destacaron que su paso por estas residencias ha sido una experiencia muy importante. He aprendido a “desprejuiciarme” del resultado, a disfrutar más del proceso y a lidiar con la frustración, explicó Dadou, quien destacó que las personas con discapacidad tienen la necesidad de expresarse y lo hacen a través de la creación. Son artistas, no es cuestionable, apuntó.

Dadou opinió que a lo largo de estos tres meses de trabajo ha aprendido mucho de las personas con discapacidad intelectual. “No había juicios de valor, y es ahí cuando la creación artística cobra todo el sentido”.

Por su parte, María Bueno, apuntó que el estar fuera la norma, ajeno a la educación académica te da mucha libertad a la hora de trabajar, te despoja del prejuicio y del juez interior que todos tenemos. Para Bueno, el arte y la creación es un espacio donde todos vibramos en la misma longitud de onda.

Por su parte, Marisa Martínez, mujer con discapacidad intelectual que ha participado en el proyecto en Fundación Esfera, señaló la capacidad de expresar con el arte lo que uno siente, pero al mismo tiempo, dijo, “he aprendido a sacar emociones que no sabía que tenía”.

Ana Lozano, responsable del área de Cultura de Plena Inclusión Madrid y responsable de este proyecto, destacó la importancia de crear espacios simbólicos de expresión en libertad, en los que la norma da paso a la creación desde la escucha; y en el que el resultado es fruto del diálogo y conocimiento mutuo.

Lozano apuntó que para Plena Inclusión Madrid y Fundación Repsol estas residencias de artistas son muy importantes, de ahí que vayamos a seguir apostando por ellas en una nueva convocatoria que se anunciará en los próximos meses.

 

Reclaman espacios expositivos

Plena Inclusión Madrid quiere agradecer a Art Madrid que haya permitido dar visibilidad a los procesos creativos realizados por colectivos que habitualmente quedan al margen de los círculos comerciales y artísticos normalizados, y confía en que este tipo de iniciativas sirvan de ejemplo a otros espacios expositivos para que abran sus puertas a estos creadores y sus obras.

Agregar comentario